10 beneficios a la hora de realizar actividad física

El ejercicio se define como cualquier movimiento que hace que tus músculos trabajen y requiere que tu cuerpo queme calorías.

Hay muchos tipos de actividad física, como nadar, correr, trotar, caminar y bailar, por nombrar algunos.

Se ha demostrado que estar activo tiene muchos beneficios para la salud, tanto física como mentalmente. Incluso puede ayudarlo a vivir más tiempo.

Estas son las 10 formas principales en que el ejercicio regular beneficia a su cuerpo y cerebro.

1. El ejercicio puede hacerte sentir más feliz

Se ha demostrado que el ejercicio mejora el estado de ánimo y disminuye los sentimientos de depresión, ansiedad y estrés.

Produce cambios en las partes del cerebro que regulan el estrés y la ansiedad. También puede aumentar la sensibilidad del cerebro a las hormonas serotonina y norepinefrina, que alivian los sentimientos de depresión.

Además, el ejercicio puede aumentar la producción de endorfinas, que se sabe que ayudan a producir sentimientos positivos y reducen la percepción del dolor.

Curiosamente, no importa cuán intenso sea tu entrenamiento. Parece que el ejercicio puede beneficiar tu estado de ánimo sin importar la intensidad de la actividad física.

De hecho, en un estudio en 24 mujeres diagnosticadas con depresión, el ejercicio de cualquier intensidad disminuyó significativamente los sentimientos de depresión.

Los efectos del ejercicio sobre el estado de ánimo son tan poderosos que elegir hacer ejercicio (o no) incluso marca la diferencia en períodos cortos de tiempo.

2. El ejercicio puede ayudar a perder peso

Algunos estudios han demostrado que la inactividad es un factor importante en el aumento de peso y la obesidad.

Para comprender el efecto del ejercicio en la reducción de peso, es importante comprender la relación entre el ejercicio y el gasto de energía (gasto).

Su cuerpo gasta energía de tres maneras:

  • digerir la comida
  • haciendo ejercicio
  • mantener las funciones corporales, como los latidos del corazón y la respiración

Mientras está a dieta, una ingesta reducida de calorías reducirá su tasa metabólica, lo que puede retrasar temporalmente la pérdida de peso. Por el contrario, se ha demostrado que el ejercicio regular aumenta su tasa metabólica, lo que puede quemar más calorías para ayudarlo a perder peso.

Además, los estudios han demostrado que combinar el ejercicio aeróbico con el entrenamiento de resistencia puede maximizar la pérdida de grasa y el mantenimiento de la masa muscular, lo cual es esencial para mantener el peso y la masa muscular magra.

3. El ejercicio es bueno para tus músculos y huesos

El ejercicio juega un papel vital en la construcción y el mantenimiento de músculos y huesos fuertes.

Actividades como el levantamiento de pesas pueden estimular el desarrollo muscular cuando se combinan con una ingesta adecuada de proteínas.

Esto se debe a que el ejercicio ayuda a liberar hormonas que promueven la capacidad de los músculos para absorber aminoácidos. Esto les ayuda a crecer y reduce su descomposición.

A medida que las personas envejecen, tienden a perder masa muscular y función, lo que puede conducir a un mayor riesgo de lesiones. Practicar actividad física regular es esencial para reducir la pérdida de masa muscular y mantener la fuerza a medida que envejece.

actividad física

4. El ejercicio puede aumentar tus niveles de energía

El ejercicio puede ser un refuerzo de energía real para muchas personas, incluidas aquellas con diversas afecciones médica.

Un estudio anterior encontró que 6 semanas de ejercicio regular redujeron la sensación de fatiga en 36 personas que informaron fatiga persistente.

El ejercicio también puede aumentar significativamente los niveles de energía de las personas con síndrome de fatiga crónica (SFC) y otras afecciones de salud.

Y no olvidemos los fantásticos beneficios del ejercicio para la salud del corazón y los pulmones. El ejercicio aeróbico estimula el sistema cardiovascular y mejora la salud pulmonar, lo que puede ayudar significativamente con los niveles de energía.

5. El ejercicio puede reducir el riesgo de enfermedades crónicas

La falta de actividad física regular es una causa principal de enfermedades crónicas. Se ha demostrado que el ejercicio regular mejora la sensibilidad a la insulina , la salud del corazón y la composición corporal. También puede disminuir la presión arterial y los niveles de colesterol.

6. El ejercicio puede ayudar a la salud de la piel

Su piel puede verse afectada por la cantidad de estrés oxidativo en su cuerpo.

El estrés oxidativo ocurre cuando las defensas antioxidantes del cuerpo no pueden reparar completamente el daño celular causado por compuestos conocidos como radicales libres. Esto puede dañar la estructura de las células e impactar negativamente en tu piel.

Aunque la actividad física intensa y exhaustiva puede contribuir al daño oxidativo, el ejercicio moderado regular en realidad puede aumentar la producción de antioxidantes naturales de su cuerpo , que ayudan a proteger las células.

7. El ejercicio puede ayudar a la salud y a la memoria

El ejercicio puede mejorar la función cerebral y proteger la memoria y las habilidades de pensamiento.

Para empezar, aumenta la frecuencia cardíaca, lo que favorece el flujo de sangre y oxígeno al cerebro. También puede estimular la producción de hormonas que mejoran el crecimiento de las células cerebrales.

Además, la capacidad del ejercicio para prevenir enfermedades crónicas puede traducirse en beneficios para su cerebro, ya que su función puede verse afectada por estas afecciones.

La actividad física regular es especialmente importante en los adultos mayores, ya que el envejecimiento, combinado con el estrés oxidativo y la inflamación, promueve cambios en la estructura y función del cerebro.

8. El ejercicio puede ayudar con la relajación y la calidad del sueño

El ejercicio regular puede ayudarlo a relajarse y  poder dormir mejor.

Con respecto a la calidad del sueño, el agotamiento (pérdida) de energía que se produce durante el ejercicio estimula los procesos de restauración durante el sueño.

Muchos estudios sobre los efectos del ejercicio sobre el sueño han llegado a conclusiones similares.

Una revisión de seis estudios encontró que participar en un programa de entrenamiento físico ayudó a mejorar la calidad del sueño auto informada y redujo la latencia del sueño, que es la cantidad de tiempo que se tarda en conciliar el sueño.

actividad física

9. El ejercicio puede reducir el dolor

Aunque el dolor crónico puede ser debilitante, el ejercicio en realidad puede ayudar a reducirlo.

De hecho, durante muchos años, la recomendación para tratar el dolor crónico fue el reposo y la inactividad. Sin embargo, estudios recientes muestran que el ejercicio ayuda a aliviar el dolor crónico.

10. El ejercicio puede promover una mejor vida sexual

Se ha demostrado que el ejercicio aumenta el deseo sexual.

Hacer ejercicio regularmente puede fortalecer el corazón, mejorar la circulación sanguínea, tonificar los músculos y mejorar la flexibilidad, todo lo cual puede mejorar su vida sexual.

Curiosamente, un estudio mostró que el ejercicio regular se asoció con una mayor función y deseo sexual en 405 mujeres posmenopáusicas.

Conclusión

Realizar deporte conlleva una serie de beneficios saludables que hará mejorar tu vida cotidiana y podrás tener una movilidad más adecuada. Evitarás cualquier tipo de enfermedad relacionada con el corazón y podrás ganar masa muscular con la realización de esta.

Para finalizar, te recomendamos que leas este artículo sobre los 5 métodos de adiestramiento más populares.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.